Anuncios

En este reportaje, analizamos la figura de Francesc Solana como capitán del Baloncesto Fuenlabrada. Su facilidad anotadora y su carisma, dentro y fuera de la cancha, le han procurado un hueco eterno en el corazón de los aficionados fuenlabreños

Franki Solana se retiró a lo grande en 2007 como jugador profesional en el Baloncesto Fuenlabrada. Fuente de foto: redes sociales del Baloncesto Fuenlabrada

FUENLABRADA/17 febrero 2019/ Hay jugadores que trascienden su mera faceta como jugadores de baloncesto y consiguen ganarse un hueco en el corazón y en la memoria de los aficionados de los equipos a los que han representado. A este estirpe pertenece Francesc Solana, Franki para los más cercanos en su vida como profesional del basket, que estuvo en el Baloncesto Fuenlabrada desde 2002 hasta 2007.

- Publicidad -
Yo digo NO Fuenlabrada

Solana jugó 14 temporadas en la ACB y una temporada en las LEB. Sus promedios anotadores en la ACB son elocuentes: 9,1 puntos, 2,5 rebotes y 1,7 asistencias por partido. Durante toda su carrera, el jugador ilerdense se esmeró por hacer realidad el lema que le inculcó uno de sus entrenadores de formación: “si compites, no eres inferior a nadie”.

Ofensivamente, tenía un amplio repertorio de recursos. Era un tirador bastante fiable y embocaba con cierta facilidad triples y canastas de media distancia.

Además, en su época como jugador fuenlabreño, agregaba a sus aciertos el plus emocional que le daba la conexión con la hinchada del Fernando Martín. Los que le vieron jugar todavía recuerdan (recordamos) cómo se besaba la camiseta después de un triple especialmente importante o como celebraba de una manera entusiasta las canastas determinantes para alborozo de toda la grada.

Como capitán y como persona, los que tuvimos la suerte de tratarle podemos decir que era un tipo 10, siempre atento a los pequeños detalles:  con un guiño cómplice o un gesto cercano hacia los compañeros de equipo (no por casualidad era el Capi, sabía unir a sus compañeros y también ‘achucharles’ para que subieran el nivel en los entrenamientos y partidos) y el resto de profesionales que trabajan en el club, así como los profesionales de prensa que acompañábabamos al equipo en sus desplazamientos.

Solana conformó junto a Ferrán López y Salva Guardia lo que, en su momento, denominamos en el Periódico El Iceberg cómo la Santísima Trinidad del club fuenlabreño en la  primera década del siglo 21.

Ese trío de viejos rockeros no eran los mejores, pero sí los más competitivos, los más orgullosos y los más divertidos (también los que tenían más mala leche ganadora, un carácter ganador que acababan contagiando a sus compañeros).

Es intangible de carisma y de amor propio que marca la diferencia entre los jugadores normales y los que generan una época de estabilidad para un club y que son realmente queridos por sus aficionados. El rendimiento, claro, también les avalaba.

Solana aprovechaba su buena lectura del juego y su rugosa mentalidad para llegar allí donde no le daban las piernas. Puede que, como él mismo decía, “no fuera de que mas saltaba” pero desde luego sí era el que más fe tenía de lograr la canasta a la hora de penetrar y sacar ventajas con sus correspondientes faltas o canastas.

Con el paso de los años, su juego y su manera de estar dentro y fuera de la pista maduró. Se convirtió en un excelente asistente; y es que  interpretaba el juego como pocos.

Cuando se retiró, micrófono en mano, para despedirse de los aficionados y compuso una emocionante “os quiero mucho”, aquello sonó a alegato auténtico, a la vista de cómo se había comportado con sus compañeros, con los trabajadores de club y, especialmente, con los aficionados, para los que siempre tuvo una palabra amable, una broma o un gesto cercano, un vínculo cada vez menos frecuente entre los jugadores profesionales y su hinchada.

Su mejor resumen de lo que significó para el Fuenla, lo escribió el mismo con su carta de despedida, el día de su retirada: “quiero dar las gracias, en primer lugar, al Baloncesto Fuenlabrada, mi equipo. He intentado darlo todo por este club, para mi el perfecto, por su humildad y capacidad de superación y sobre todo de trabajo”.

Actualmente, Solana se es el director deportivo del MoraBanc Andorra, un equipo que, desde que asumió la dirección deportiva del mismo, fue ascendiendo categorías hasta retornar a la élite del baloncesto nacional. Buena prueba de su excelente labor es que el equipo quedó sexto clasificado en la liga ACB de la temporada pasada.

Cuando le preguntan por la receta del éxito de esta trayectoria ascendente, él responde que la clave está en “tener líderes de todos tipos en el equipo. Alguien que sepa integrar, alguien que sepa explicar el valor de la liga a los recién llegados…”.

Líderes, en suma, que no necesariamente son los más  productivos pero sí los más comprometidos. Es decir: carácter, intangibles y  espíritu competidor: todo aquello que en su día le hizo muy grande en el Baloncesto Fuenlabrada.

Con Franki Solana iniciamos esta galería de mitos fuenlabreños, para que los más jóvenes aficionados del club conozcan a los más destacados jugadores que, poco a poco, han ido conformando la historia y leyenda de este club obrero del sur de Madrid.

Dejar respuesta

Acepto la política de privacidad *

Noticias Para Municipios te informa que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Social Media Local S.L (Noticias Para Municipios) como responsable de esta web.

La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios que realizas en este medio digital.

Legitimación: Consentimiento del interesado.

  • Como usuario e interesado te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de 1&1 Internet España S.L.U. (proveedor de hosting de Noticias Para Municipios) fuera de la UE en Otros. 1&1 Internet España S.L.U. está ubicado en UE, un país cuyos nivel de protección son adecuados según Comisión de la UE. Ver política de privacidad de 1&1 Internet España S.L.U.. ().

El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no pueda atender tu solicitud.

Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en [email protected] así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.

Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi página web: https://www.noticiasparamunicipios.com, así como consultar mi política de privacidad.